jueves 27/1/22
LOS TRABAJADORES DEL OLIVA BEACH

"El presidente Ángel Víctor Torres es un cobarde, un hombre frío, que se ha portado muy mal con nosotros"

Olegario Umpiérrez, presidente del Comité de Empresa del Oliva Beach, ha cargado duramente contra el presidente autonómico. Alegan que desde el Gobierno y el Parlamento de Canarias podrían solucionar el problema, y hace extensiva sus críticas a los parlamentarios socialistas de Fuerteventura. El cierre del Hotel Tres Islas supondría perder 18 millones de euros, según un estudio del Ayuntamiento de La Oliva

Olegario Umpiérrez, presidente del Comité de Empresa del Oliva Beach
Olegario Umpiérrez, presidente del Comité de Empresa del Oliva Beach

El presidente del Comité de Empresa del Hotel Oliva Beach, Olegario Umpiérrez, ha criticado duramente al presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, por no aportar soluciones a la problemática que tienen ese hotel y también el Tres Islas, ambos pertenecientes a la cadena Riu, haciendo extensivas sus críticas a los parlamentarios socialistas de Fuerteventura.   

"Le echamos la culpa total al presidente canario. Un hombre frío, que se ha portado muy mal con los trabajadores y trabajadoras". Con él, "solo eran amenazas de ir a la Fiscalía. Se iba a Madrid solo, sin asesoramiento, y allí lo que decía Hugo Morán (el Secretario de Estado de Medio Ambiente), él lo traía para acá. No fue capaz de llevar a la empresa con él, que es la que sabe, sino que iba solo a Madrid, y allí se reían de él", lanzó este lunes en el programa La Mañana, de Cope Fuerteventura.

"Es un hombre que nunca nos ha dado aliento, un hombre cobarde", añade a sus críticas", y lo compara con su predecesor: "Cuando estaba Fernando Clavijo (CC), siempre nos atendió, incluso a las 7 de la mañana. Por lo menos se molestó". En su opinión, "el Gobierno de Canarias tendría que dar el puñetazo sobre la mesa" ante el Gobierno Central, destacando además que "son del mismo partido". En este sentido, también critican a los parlamentarios majoreros del Partido Socialista, argumentando que si tuvieran la voluntad, podrían atender sus demandas haciendo fuerza común en las negociaciones por los presupuestos generales autonómicos.  

Para contextualizar la situación actual, cabe recordar que este verano se conoció el archivo del expediente para la revisión de oficio de la concesión administrativa del Oliva Beach, que impulsaba el Ministerio de Transición Ecológica para obtener la nulidad de esta concesión por parte de Costas. "Lo último que recibimos en julio fue la carta notificando el archivo de lo del Oliva Beach", aunque Umpiérrez advierte, "podrían reanudarlo". En cuanto al Hotel Tres Islas, a raíz de la construcción de nuevas instalaciones en el establecimiento en 2007, el Ministerio para la Transición Ecológica inició también la caducidad de esta concesión, que expira en 2037.

Los trabajadores y trabajadoras demandan que a pesar del archivo, se autoricen las obras necesarias para rehabilitar el hotel, porque "se está cayendo a cachos. Solo se está parcheando para poder mantenerlo en funcionamiento".

El pasado 25 de octubre, tras la comparecencia de los trabajadores y la empresa ante Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo, este organismo acordó abrir una investigación. "En Bruselas se reían de lo que está pasando aquí", asevera Umpiérrez. "Uno de los eurodiputados socialistas le echaba más la culpa al Gobierno de Canarias que al Gobierno central". Decía este parlamentario, según Umpiérrez, que "no entiende como después de cuatro años, con un 24% de paro –se lo tenía bien aprendido-, no habían sido capaces de solucionar esto".

Hace unos días, el Ayuntamiento de La Oliva daba a conocer un estudio valorando el impacto económico que supondría el cierre del Hotel Tres Islas, cerca de 18 millones de euros. El estudio afirma que la actividad del Hotel Tres Islas está relacionada con un total de 323 puestos de trabajo en La Oliva y con 375 si se analiza el impacto sobre el empleo a nivel insular, suponiendo las 699 plazas del establecimiento, el 6,8% de la oferta de La Oliva y el 1,5% de la isla. "Entre el Tres Islas y el Oliva Beach hay 700 familias, y estamos todas en vilo", lamenta el presidente de Comité de Empresa. La alcaldesa de La Oliva, Pilar González, traslada que "los datos son estremecedores. Estos hoteles tienen una repercusión económica y social en el municipio que, en esta época de post pandemia, no nos podemos permitir perder".

Pilar González realizó también una visita al Defensor del Pueblo, "para denunciar las arbitrariedades que se está cometiendo desde el Gobierno de España, y para que nos informen del estado del expediente. Su respuesta fue inmediata, y en una hora ya lo tenía abierto. Nos irán informando de cómo vayan los avances".

El Ayuntamiento de La Oliva y el Cabildo de Fuerteventura se han pronunciado también en sus respectivos plenos a favor de las demandas de la empresa y los trabajadores, llegando a apuntar acciones legales en caso de no materializarse. Olegario Umpiérrez destaca la disparidad de criterios entre el Ministerio y otros organismos. "Me juego la vida que lo gana la empresa, porque tiene una concesión legal. El consejo de Estado, que es socialista, les dijo, por favor, denle la licencia ya, y déjense de boberías", así como también "la Abogacía del Estado, y está gente sigue con la cabezonería"

Por todo ello, solicitan que el Gobierno de Canarias, con el impulso del Parlamento, sea quien adopte las medidas necesarias. Tras las críticas dirigidas específicamente a los representantes canarios del PSOE, Olegario Umpiérrez reconoce el apoyo de otras formaciones, como Sandra Domínguez de AMF, Fernando Enseñat (PP) o Fernando Clavijo (CC), salvando de la quema a Blas Acosta, "el único socialista que ha dado la cara".

La solución podría llegar, en este sentido, con la asunción por parte de las administraciones canarias de las competencias en materia de Costas. "Tenemos que gestionar nuestras Costas, en un estado descentralizado como el nuestro. Conocemos nuestra idiosincrasia, y deberíamos ser los canarios los que gestionemos todo lo relacionado con Costas", apuntó la alcaldesa de La Oliva.

Denuncian persecución desde el Ministerio

Consideran los trabajadores que desde la administración central "quieren cargarse los dos hoteles. Lo tenemos claro. La empresa ha presentado todo lo que han pedido y a nosotros nos ha dado la razón todo el mundo, el Consejo de Estado, la Abogacía del Estado… Muy poca seriedad que tiene esta gente", añade, "han mirado todo, y no han encontrado nada. Hace poco, llegó un barco de Medio Ambiente, con unos buzos, yo creo que mirando si el emisario que tiene el hotel estaba largando algo".

 

Entrevista completa en el siguiente enlace:

https://fb.watch/9BEWoVYXhH/

 

"El presidente Ángel Víctor Torres es un cobarde, un hombre frío, que se ha portado muy...
Comentarios